Twitter te hace pensar que eres sabio,instagram que eres fotógrafo y facebook que tienes amigos. El despertar va a ser duro.
(Leído en redes sociales)

sábado, 3 de febrero de 2007

GRANDES MITOS



Los mitos en el deporte han sido influenciados en gran medida por los medios de comunicación, sobre todo por la televisión. Los profesores y entrenadores no especializados, la ausencia de una formación actualizada o la falta de conciencia de algunos ejercicios destinados a mejorar la condición física son algunos factores que han constituido un frente de mitos, que perjudican aún en la actualidad.
Estos son algunos de los mitos en relación al ejercicio físico:

1. El mito de que sudar abundantemente es adecuado para perder peso. Y en clara asociación, el mito de que la sauna es adecuada para adelgazar.
La obesidad y fundamentalmente, el sobrepeso, afecta a un amplio sector de la población sin embargo, muchas personas tienen una idea muy errónea del modo de adelgazar muchas de ellas piensan que cuanto más se suda más grasa se elimina, y para ello utilizan fajas, ropa gruesa en condiciones ambientales favorables o simplemente acuden a la sauna, sin pensar que estos métodos sólo logran eliminar agua y que el cuerpo puede llegar a deshidratarse. .

2.El mito de que las agujetas desaparecen tomando bicarbonatos o agua con azúcar.
Cuando una persona realiza ejercicio físico tras haber estado carente de éste, se producen microroturas en la unión músculotendinosa, lo que se denomina coloquialmente como agujetas.
Se cree que se producen por los cristales de lactato y por ello se ingiere azúcar con agua y bicarbonatos sin darse cuenta que esto ni alivia el dolor ni produce ningún efecto.

3 El mito de que el flato es provocado por la ingestión antes de o durante la práctica del ejercicio físico.
Cuando se realiza una práctica deportiva, en ocasiones puede producirse un dolor agudo en el costado derecho, el flato, un mito sobre él es que mucha gente piensa que es por beber agua antes o durante el ejercicio, pues bien, se debe a diversas causa entre las cuales destaca que la gran desviación del flujo sanguíneo hacia estos músculos, produce un ajuste inmediato del riego sanguíneo a éstos y algunos de éstos, como los respiratorios, se ven forzados a satisfacer sus elevadas demandas enégeticas sin el flujo sanguíneo adecuado,produciéndose una situación de isquemia, debido al incremento de la frecuencia y profundidad de la respiración y se produce el síntoma denominado flato.

4. El mito de la pérdida localizada de tejido adiposo, centrado en la pérdida de grasa abdominal con la realización de ejercicios abdominales.
Son muchas las personas que se plantean reducir la adiposidad del abdomen y realizan ejercicios abdominales con tal fin. Es absolutamente imposible conseguir una pérdida localizada de grasa, ya que el lugar desde el cual provienen los ácidos grasos como combustible durante el ejercicio depende de factores genéticos, morfológicos, hormonales, etc. Así se pierde grasa allí donde más hay acumulada y no existe ningún ejercicio que sea capaz de hacer desaparecer las grasas de una zona concreta. La explicación de aquellas personas de que después de hacer un ejercicio se vean
menos volumen en la zona ejercitada se debe a una redistribución de la grasa por efecto de la elevada temperatura, pero finalizado el ejercicio se recupera su equilibrio.

5. El mito de consumir azúcar antes del ejercicio aumenta el rendimiento.
El consumo de azúcares es asociado en la actualidad en personas sedentarias y deportistas ocasionales e incluso deportistas asiduos a un aumento del rendimiento, este consumo de bebidas azucaradas en los 30 minutos previos al ejercicio tiene un claro efecto hipoglucémico, que provoca la fatiga.

En este estudio de Lopez Miñarro, licenciado en ciencias de la actividad física y el deporte, se observa como el deporte y su estudio van evolucionando y esos dichos, que han acompañado continuamente a unos y a otros, sin saber exactamente la explicación de algo pero como que iba pasando de padres a hijos y se asumía, van desapareciendo y el deporte, como no puede ser de otro modo, ya se le considera, por fin, una ciencia más. Con todo esto esperamos que desaparezca poco a poco ese síndrome que dice de "deporte y medicina todo el mundo opina"

1 comentario:

F.A. dijo...

Joder!!! Vaya tuneado más chulo que le has dado!!!
y con respecto a los grandes mitos, está muy, pero que muy bien que los desmientas, pero si de paso nos dieras las fórmulas correctas para eliminar los flotadores que nos acompañan...